Feb
20
2018

El vídeo de Maldivas (2018)

 Escrito a las 11:11     Archivado en: Desvarios     comentarios cerrados


Bueno, unos días después de volver del viaje… va siendo hora de compartir mi clásico vídeo con algunos de los momentos más destacados del viaje. Esta vez lo he hecho tranquilo, algo más lento que de costumbre, intercalando tomas de tiburones con otro tipo de vida, y en el centro, ocupando un papel estelar, las inimitables mantas.
Espero que os guste, y os animo a dejar vuestra opiniones en el propio YouTube o aquí mismo.
Un abrazo

comentarios cerrados
Feb
19
2018

Vaciando el pensadero…

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desde dentro..., Viajes     comentarios cerrados


Me encanta el concepto de “pensadero” de los libros de Harry Potter. Ese sitio en el que poder vaciar los pensamientos para revivirlos o compartirlos, o simplemente guardarlos para más adelante, pensamientos que incluso podrían ser de colores en función del sentimiento que predomine. Hoy tenía la sensación de que necesitaba vaciar parte de esos pensamientos aquí, como siempre he hecho, en mi hogar, este rincón… que llevo habitando ya 13 años, sobreviviendo a modas y tendencias, siendo un ejercicio de libertad (no siempre tanta como me gustaría) y un cierto control que tanto me suele gustar, al no depender de plataformas de terceros y poder ser yo quien gestiona esta particular Caja de Pandora con forma de Diario Personal, más o menos íntimo o afortunado.

Pensadero

A lo que iba, si de algún color predominan mis pensamientos ahora mismo… es el azul del viaje vivido. ¿Queréis que os cuente más cosas de Maldivas? En fin, no quiero aburriros, si fuerais submarinistas me escucharíais con avidez durante horas hablar de anécdotas y aventuras, pero es más complicado hablarle de magia a un muggle jajajaja, y no quiero perder vuestro interés. Ha sido un gran viaje, en el que he echado de menos cosas importantes, pero en el que he crecido y disfrutado mucho. Desde que llegué al gran azul, hace unos 4 años y medio, siempre he soñado con conocer a los grandes gigantes, y al hacerlo… en ambos casos, me he quedado sin palabras, con un nudo en la garganta que me ha oprimido el pecho sin dejarme otra opción que llorar como un niño emocionado ante algo tan hermoso. Hablo, por supuesto, de mi encuentro con el tiburón ballena, y de mi reciente encuentro con las mantas. Seres enormes, de una elegancia y delicadeza casi mística, que pueblan algunos selectos rincones de nuestros océanos. En unos días podréis ver en un vídeo que estoy acabando cómo se mueven estos gigantes, pero supongo que mi sensación va más allá de ello… ¿Se puede explicar la magia? Si pudiera lo haría, de lo que no tengo duda es que tanto si existe, como si no, habita en estas criaturas grandes y dulces.

Además de las mantas, conocí a una tortuga muy simpática y mal educada (estuve con ella 10 minutos y no me dijo ni “Hola”), 3 bogavantes que tenían la educación y cortesía que le faltaba a la tortuga, 10 pequeños nudibranquios que no me vieron por su falta de ojos, y unos 169 tiburones que posaron entre corrientes para mis fotos, y que fueron elegantes y educados, salvo aquel que se chocó conmigo en una inmersión nocturna, tropezón que saldamos con un cordial “disculpa” y una sonrisa tímida y sorprendida.

Ahora hay que subir el listón… tiburones tigre en Bahamas, o quizás Orcas allá dónde haya que ir a verlas, o ballenas… o quizás, mi próximo secreto lo esconda en su mirada un pequeño caballito de mar en Indonesia. Nunca hay que dejar de buscar secretos de la vida en las cosas más pequeñas.

En ese pensadero virtual, hay otros colores… rojos del corazón, violetas de los miedos y las dudas, verdes de los sueños por cumplir, negros como las cosas que nos avergüenzan… al fin y al cabo, la vida es esa guerra entre corazón y cabeza, entre luz y tiniebla, entre hastío… e incontinencia.
Qué difícil es no añorar lo que no se tiene, no valorar lo que sí, no desear un nuevo viaje… aún cuando casi no has acabado el anterior.

comentarios cerrados
Ene
31
2018

El camino largo y enrevesado

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desvarios     comentarios cerrados


Es imposible olvidar esa legendaria canción de los Beatles con la que empecé a conocer de adolescente a esa curiosa compañera de viaje llamada “Nostalgia”. En realidad, estaba empezando a explorar algunos de los muchos matices que tiene, lleva toda la vida aprender los recovecos del corazón humano, conocer las grietas de la alegría y los senderos de la tristeza, la distancia entre lo que se quiere y lo que se puede tener, y cómo a veces todo da vueltas de un modo tan curioso y poco probable, que parece estar diseñado por alguien.
Paul entonaba aquel “The Long and Winding Road” y yo disfrutaba de mis primeros escalofríos musicales. Supongo que estaba tan acertado aquel niño que creía ver el Universo en un grano de arena, como el hombre que ahora intenta alejarse del mundo para coger perspectiva, y que acabará dándose cuenta algún día de que efectivamente… el mundo cabe en un grano de arena.
Todos merecemos una vida larga, las curvas vienen dadas por la forma de ser de cada uno, y nuestra suerte. Siempre que me detengo o doy unos pasitos atrás para evitar algo que puede dolerme, recuerdo a una gran amiga que hizo esa elección en un momento crucial de su vida, decantarse por la elección cómoda y sencilla, fácil y “conocida”, antes que entregarse a un tobogán vertiginoso, frenético y apasionado, nada emociona más que una montaña rusa, pero las caídas son muy dolorosas, por lo que acabas prefiriendo no montarte más, y te conformas con un columpio o un tobogán. Elegir entre el confort de un hogar a veces hasta soso y la emoción de un mundo lleno de posibilidades y aventuras es una de las elecciones más difíciles de la vida, aunque hay personas que llevan esa elección grabada a fuego en su ADN y forma de ser, hay niños que parecen ancianos, y gente mayor que nunca dejó de ser niño.

…Many times I’ve been alone and many times I’ve cried
Anyway you’ll never know the many ways I’ve tried
And still they lead me back to the long and winding road
You left me standing here a long, long time ago
Don’t leave me waiting here, lead me to you door…

Aprendí que lo más importante, por curvas y montañas, es no detenerte jamás. “Si atraviesas un infierno, no dejes de caminar” dijo un presidente norteamericano de los inteligentes, y “Caerse está permitido, pero levantarse es obligatorio”, eso fue de Jordan o de Gandhi. Las curvas son muy difíciles con miedo, así que intenta disfrutarlas.
La vida es un camino largo y enrevesado, a veces vuelves al mismo lugar, casi siempre descubres nuevos desvíos, enfrenta la soledad con tu mejor sonrisa y aparecerá la luz que nace de toda oscuridad, a nada teme más la oscuridad que a un corazón encendido. Mírale el lado bueno a todo, y si te alcanza el mal… únete al lado oscuro (¡Tenemos galletas!).
Un abrazo sentido

comentarios cerrados
Ene
26
2018

Vídeo del Viernes

 Escrito a las 15:00     Archivado en: Desvarios     comentarios cerrados


Ayer, la chica que habita La habitación del Duende, compartió en Twitter un vídeo que me encantó. Mark Johnson (www.motel.is) recopiló GIFs durante 3 años para hacer esta chulada en un rato de aburrimiento extremo, y aunque empieza despacio luego se va animando y tiene algunas sincronizaciones realmente divertidas.
Lo dicho, espero que no se os haga muy largo y os guste mucho… Exprimid a tope el finde! ¡Un abrazo! (o dos)

Ah! Y esta semana he cambiado la cabecera de mi canal de YouTube. Es muy modesto, y tan solo quiero llegar a los 100 suscriptores para ponerle nombre, así que si podéis ayudarme suscribiendoos (o a vuestros abuelos, gatos o amantes), os lo agradecería ;)
En él podéis ver cosas como mis vídeos de submarinismo o las partidas que últimamente juego al Battlegrounds.

comentarios cerrados
Ene
15
2018

Los cien mil regalos

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desvarios     1 comentario


Esta mañana en el Metro no podía dejar de pensar en esa chica que había visto bajarse del autobús minutos antes.
En el trayecto desde mi pueblo me había llamado la atención la dulzura de una chica que andaría por los 20 años. Su rostro, sus ojos y su pelo largo dibujaban una escena tierna y dulce. En la oscuridad de la helada madrugada la miré unos segundos pues estaba sentada en los asientos del otro lado del pasillo, antes de perder mi mirada en la ventanilla y cerrar mis ojos esa media hora que puedo descansar antes de llegar a la estación en la que el bus me deja para coger el Metro de cada día que me lleva al trabajo.
Al llegar la vi bajarse, y según andaba vi sorprendido lo mucho que le costaba moverse. Arrastraba una pierna y se contoneaba mucho para poder avanzar hacia su trabajo o estudios. Recordaba haberla visto algún otro día de espaldas, sin reparar demasiado en ella. Me rompía el corazón verla así y no era capaz de imaginar qué historia habría detrás de aquello ¿Era un problema de nacimiento? ¿Fruto de un accidente?
Y entonces valoré ese extraordinario privilegio de poder andar con comodidad, sin dolor, casi flotando y totalmente inconsciente. Y empecé a fijarme en pequeños detalles por los que dar las Gracias… ¡Hay tantos!.

Todos tenemos taras, físicas o mentales, que conocemos o bien no vemos.
Somos pasajeros temporales del tiempo y la fortuna, y es curioso como la casualidad nos quita y nos da cosas.

Valoramos algo al perderlo, sea una persona, una cosa o una capacidad, es ese mundo en el que la noche y el día nos han enseñado a vivir entre contrastes. A veces, el Universo parece echársenos encima, y quizás entonces deberíamos pararnos a ver esos regalos que la vida nos ha hecho, aunque nunca nos hayamos parado a valorarlos. Vemos bien, o borroso, pero vemos, y aunque no viéramos, podríamos oír, a Vivaldi, a Pink Floyd, a Bruce y a Freddy, podemos oler manjares e incluso saborearlos, tocar la piel de otra persona, tenemos una chaqueta calentita y blandita que es cómplice contra el invierno, y esta mañana vimos la Luna al salir a la calle por primera vez, o las nubes, y es que tuvimos un techo donde pasar la noche, y una manta, y una ducha, y un grifo dónde por arte de magia, sale agua.
No sé si me hago entender… solemos echar en falta cosas, siempre nos falta algo, pero ¿Por qué no pararnos a valorar todas las maravillas que tenemos? ¿En serio no eres capaz de ver alguna cosa que te haga sentirte agradecido a la Vida y el Mundo? Busca bien… la tienes delante, abre tus manos ¿Las ves? Tienes dos… con 5 dedos cada una ¿Cuántas “Gracias” merece cada uno?

Toda vida tiene cien mil regalos, motivos por los que vivir y luchar por ser feliz, y es curioso que aquellos que tienen menos de todos esos tesoros, suelen ser quienes más los valoran.
Intenta verlos, no pierdes nada… lo esencial es invisible a los ojos.

Agradezco a aquellos que han herido o me han dañado porque han reforzado mi determinación. Agradezco a aquellos que me han contradecido porque han profundizado mi conocimiento. … Agradezco a quienes me han golpeado, porque se han reducido mis obstáculos kármicos.
Agradezco a quienes me han abandonado, porque ellos me han enseñado a ser independiente. Agradezco a los que me han hecho tropezar, porque han fortalecido mi capacidad.
Agradezco a los que me han denunciado, porque han aumentado mi sabiduría y concentración. Agradezco a quienes me han hecho firme y decidido, Porque han ayudado acercarme a mis logros.

Ene
8
2018

El Oráculo

 Escrito a las 22:22     Archivado en: Haikus, Rarezas     comentarios cerrados


Me ha encantado esta colaboración de James Miller (@ASmallFiction) y The Oatmeal (Website). Tan triste, tan cierta, tan humana… ¿Tan universal?

Oráculo ¿Estamos solos en el Universo?


Entonces ¿No hay más vida ahí fuera?

La hay

Ellos también están solos

comentarios cerrados

Autor

  Bocetos y croquis de...

...coleccionista de sujetadores del presente, sintonizador de melodías y momentos, de besos y recuerdos. Derrochador de optimismo, aprendiz de todo, maestro dando abrazos y cunnilingus, tiburón sin agua, gaviota con cielo.

  • Sígueme en Twitter
  • Página en Facebook de este Blog
  • Mi lista de deseos de Amazon
  • Mis listas de Spotify
  • Las fotos del móvil...
  • Mi canal de YouTube
  • La música que escucho...
  • Mi historial de votos de cine en IMDB
  • Añádeme en Skype
  • Búscame en Discord
  • Escríbeme por Telegram
  • Mi tumblr personal...
  • Mis fotos en Flickr
  • Mi cuenta de Vimeo
  • Mis tableros en Pinterest
  • Aprende a bucear con...
  • Página en Google+ de este Blog
  • Feed RSS de este Blog
Twitter

Twitter desde Melee™ Island

Fotos

     Instamoments

Facebook

Feisbus

El Corcho

   Otros proyectos...

 
Un tumblr muy picante...
Feeds

Suscripciones a los feeds para todos los gustos

RSS de los Posts
RSS de los Comentarios

Añadir feed a:

 
SUSCRIBIRSE POR EMAIL

Con WordPress.org y el diseño deZine de ThemeShift.com. ¡Recuerda! Leer este blog implica la aceptación de sus términos de uso (Atention! Read this blog means you've accepted its Terms of use). Para cualquier cosa, tienes un Correo de contacto (For anything you have a contact form). Escrito por 3 monos de 3 cabezas desde unas dimensiones no reconocidas por los sentidos humanos y que se contemplarán en el modelo final de la Teoría de Cuerdas. PROUDLY MADE ON EARTH.