Desvarios

ago
6
2014

Otra vida

 Escrito a las 19:00     Archivado en: A5, Desvarios     Añadir comentario


¿Se partirá lo que somos en trocitos al tomar una decisión complicada?
¿Puede ser que una parte de nosotros siga un camino… y otras, escojan otros?
Quizás sí, quizás todos estemos llenos de vidas posibles, de realidades alternativas que dejamos atrás o que simplemente viven ahora una parte de nosotros, algo como aquella maravillosa historia de Leto y su Mr. Nobody… una película imprescindible para todos los amantes de la ciencia ficción, de esas múltiples posibles vidas, y de aprovechar al máximo aquella donde habita ahora nuestra consciencia.
 
La piel erizada por el peso de una de esas decisiones que sabes pueden cambiar el resto de tu vida ¿cuantas elecciones similares habrán sembrado diferentes realidades alternativas que otros “yos” viven? Esos grandes amores que dejaste atrás, esos posibles trabajos, que definían versiones de ti tan diferentes que apenas los reconocerías mirándolos en sus ojos.

“Cada una de esas vidas es verdadera. Cada camino es el camino verdadero. Todo podría haber sido otra cosa y habría tenido el mismo sentido. Solo vivimos en la imaginación de un niño de 9 años. Somos imaginados por un niño de 9 años que se enfrenta a una elección imposible.”

Y la cita de arriba está extraída de esta excelente recopilación.

nobody
Imagen de este artículo, extraída a su vez de “Las vidas posibles de Mr. Nobody” (2009), escrita y dirigida por Jaco Van Dormael.

Elección consciente, aunque aún esté aturdido por las consecuencias que soy capaz de ver. Quiero embarcarme metafóricamente, y surcar el mar, dejando atrás la tierra que durante años me hizo sentirme seguro, y fue cuna y escuela. Hay que ser valiente, dar pasos al frente sin miedo, y crecer, aprender, y no tener miedo por comenzar un viaje que define media vida.

“Dicen que si respiras lento, el tiempo va lento. Los hindús lo dicen.”

jul
30
2014

Hora de cambios

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desvarios     5 comentarios


Mientras vuelvo a parte de las rutinas que dejé atrás hace 9 días, sé que en cierto modo… todo será distinto a partir de ahora. ¿Sabes cuando alguien se acerca a ti y te pregunta “¿Cómo te va todo?”? Puedes responder con cualquier chorrada para escurrir el bulto, o si es un amigo de verdad, pensar en cómo va tu vida: Ahora tendría mil cosas qué contar… mi mundo ha cambiado en los últimos meses más de lo que podría imaginar, completando el cambio más positivo en muchos años.
Dejar de fumar con la gran colaboración de Geoffrey fue el primer paso. Eso me enseñó lo importante que es pedir ayuda, sobre todo para solucionar esos problemas que se nos hacen grandes y que aunque queremos cambiar, parecemos no tener nunca la fuerza y determinación necesarias; en lugar de castigarte por ello, busca ayuda, alguien que te enseñe a salir de donde no puedes al no tener, por ti mismo, las armas oportunas.
Tras dejar el pitillo, y empleando el mismo proceder, pedí ayuda para recuperar una buena forma física y de paso perder peso, y Juan Carlos decidió ayudarme como entrenador personal. Siempre me ponía la excusa de que por falta de costumbre podría lesionarme… y ahora ya no la tengo, y aprendo día a día, a ejercitarme de la manera más segura que pueda. En ambos casos he hecho inversiones económicas importantes, pero al ser en salud, el retorno de la inversión es casi inmediato, y el secreto, convertir algo en rutina valorada y deseada.
Supongo que todo se trata de crear dinámicas positivas, estar en una buena línea… ¿Quieres ser más feliz? ¿Quieres estar mejor? Puedes hacerlo… pero has de querer, a veces los “optimistas” nos vemos rodeados de gente que quiere vivir en un pozo, e intentando sacarlos podemos acabar dentro, hay que tener cuidado con eso.
Demasiados cambios en muy poco tiempo… pero ¡Sí! quiero seguir creciendo.


Esta foto es uno de los mejores momentos de mis vacaciones. Fascinado en medio de un grupo de castañuelas, le dije a Gorka, con quien buceaba: “¿Has visto qué jodida maravilla?”, y lo hice justo con ese gesto. Esa sensación de estar en otro mundo, rodeado de cientos de peces, es inolvidable.

jul
16
2014

Hoy hablaría…

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desvarios     5 comentarios


… de esas personas que se creen virtuosas, y que pierden su disfraz a la más mínima prueba.
Hablaría de las casualidades increíbles de la vida, de cómo el miedo es un peligroso enemigo,
de la incapacidad de algunos seres queridos para pegar las piezas de sus corazones rotos.
Hablaría de las buenas amistades, que disfrutan sinceramente los días que tu mundo cambia,
que saben querer de verdad, que desean, sobre todo, tu felicidad.
Hablaría de cómo comer menos te da más energía, de que hacer ejercicio te llena de la misma.
Hablaría de amor, hablaría de vida, hablaría de adictos al dolor, de almas cautivas.

Hoy… si no tuviera que volar, hablaría.

jul
2
2014

Conversando con Kosh (VI)

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desvarios     1 comentario


Es bien sabido por estos lares, que de vez en cuando, me reúno con alguien especial, y hablamos. Él es de aquí, y no lo es, ha estado siempre, y antes, no es Dios, pero lo conoce, no piensa ni siente, pero sonríe, y tan solo es… ante todo, mi amigo.

Ayer quise olvidar mi cornisa en un cuadragésimo piso, e imaginarme tendido en la hierba bajo aquel árbol que hace tantos años me dio cobijo, en uno de esos días que no hace ni frío ni calor, y la paz más absoluta te gobierna. Tumbado en la hierba, me concentraba en el sol y en el aire en mi cara, con los ojos cerrados. No tardó en llegar para interrumpirla, justo como a él le gusta.
 
— Buenas tardes caballero ¿Qué tal todo? — dijo Kosh acercándose en silencio pero sin asustar, como sólo él sabía hacer.
— ¡Hola! Qué grata sorpresa, no te esperaba… — respondí ligeramente sobresaltado
— Ya sabes que… — comenzó a decir — …ser inesperado es tu esencia, sí, lo sé. — completé yo la frase.
— Si algo pudiera molestarme, me molestaría mucho que me consideraras predecible. — dijo sonriendo.
— ¿Es cosa mía o vas mejorando ese sentido del humor? — le repliqué picajoso
— Podría ser querido, podría ser… Y cuéntame ¿Qué tal te va todo? — preguntó curioso, pese a saberlo
— Pues no me puedo quejar, estoy contento y tengo bastante fe en mi mismo. Sigo desconcertado respecto al eterno tema de la cómplice vital, pero he aprendido cosas importantes para estar a su altura cuando llegue, ya sabes, como siempre. — contesté tranquilo y medio resignado
— No puedes decir que no hay acción en tu vida… hay momentos que parece un capítulo de alguna serpiente de esas que ponen en televisión — dijo él. ¿Culebrón? — contesté — Eso, eso, vosotros y vuestros primitivos idiomas — replicó… molesto, diría yo, de no ser porque no era posible.
— Pues si, no me puedo quejar de acción, peleas, revelaciones, dudas, sabores, colores… paisajes, pensamientos, sueños… y aunque me falten las musas para plasmar todo eso en texto, mi vida interior es muy rica, y me gusta esa fuerza nueva que me llena desde que dejé atrás ese mal vicio… — dije ilusionado.
— Las musas se fueron por que no las tratabas como debías — contestó pensativo, y siguió — estás acostumbrado a que la imaginación y la genialidad te saquen de apuros, y olvidas que algunas cosas requieren trabajo y constancia, y tu lo sabes… ¡Cacho idiota!
Yo estaba serio escuchándole, siendo consciente de su razón, pero no pude evitar partirme de risa con su insulto final.
— Así que… cuéntame… ¿crees que sabrás leer la mirada adecuada en el momento preciso? – me preguntó, mientras recobraba mi paz y mi tranquilidad. — ¿Acaso solo tendré una oportunidad de verlo? — respondí.
— Podría ser que sí ¿crees que la vida está llena de segundas oportunidades? Deberías saber, apasionado de las matemáticas, que siempre hay un último tango, y alguien sabio no debe esperar a ese baile para valorar todos los anteriores. — dijo, tocando una cuerda de mi guitarra que me dejó pensativo durante los siguientes diez minutos.
 
Pasado ese tiempo, respondí:
— Cada día siento y vivo mejor
— Pero no es suficiente — replicó rápidamente.
— ¿Qué puedo hacer entonces? ¿Cómo puedo forzar los ajustes necesarios? — le pregunté
— ¿Ajustes? ¿Cómo siendo tan bueno sigues siendo tan soberbio? Tú necesitas más que ajustes… — dijo tajante
— Jolín, tampoco creo que sea así… he dado algunos pasos al frente que deberías respetar o valorar — opiné
— ¿Y eso te ayudaría en algo? ¿Facilitaría algo? — preguntó
— No, seguramente no… me debilitaría — dije cabizbajo
— ¿Y cual ha sido desde siempre tu puto sueño, eh? — preguntó pareciendo enfadado. Yo dudé, de repente no sabía qué responder, no sabía si buscaba una realidad o una metáfora, así que cerré los ojos y dejé que se disipara la niebla que envolvía mi mente para ver qué quedaba.
— Volar — le dije — siempre he querido volar
— ¿Y a qué esperas? — preguntó atravesando mis ojos con los suyos
— ¿A la compañera adecuada? ¿El viento propicio? — le pregunté
Se levantó y sin mirarme respondió:
— Si no sabes volar solo, si no eres capaz de crear tu viento, quizás no merezcas volar… solo cuando vueles tan alto como puedes, aparecerá alguien que coja tu mano como sueñas, desvanecida toda esperanza, innecesaria por otro lado, cuando seas tan feliz que no necesites nada más, el mundo cambiará su ecuación. — dijo severo
— ¿para qué? — pregunté gritándole para que no dejara de oírme
Se giró y me miró por última vez:
— Para darte otra oportunidad de aprender.

may
20
2014

Días de la marmota…

 Escrito a las 19:00     Archivado en: Desvarios, Relatos o Versos     1 comentario


Hay momentos y circunstancias en nuestra vida que parecen vivirse una y otra vez, túneles que cruzamos cada nosecuantos meses, autopistas que repetimos y en las cuales solo cambia parte del paisaje de fondo.
Labios que se cruzan ante nosotros una y mil veces, y que tardamos en aprender si es para que nos resistamos a ellos o nos entreguemos sin remedio. Personas que se alejan de nuestra vida a una velocidad que parece que nunca volverán, que te enseña el poco o nulo valor que algunos le dan a dejarles coger tu corazón con la mano. Personas con las que no conectamos, aunque les moleste, aunque nos moleste, olvidándonos por un momento que hay sentimientos que no entienden de brújulas ni vientos. Épicos coitos que como brillante cometa, suceden cada muchos años, dejando tras ellos un vacío conocido.
Y se repiten… una y otra vez…
¿No habíamos pasado antes por este punto?
¿No compartimos lo mismo hace un par de años?
Quizás esos ciclos existen para darnos de nuevo la posibilidad de elegir… acierto o error, compleja elección, incierto camino.
Y todo parece quedar atrás ante la posibilidad de probar de nuevo unos labios… que te hacen olvidar todo lo demás, saltando de nuevo al vacío, sintiendo que quiero volar, esta vez, ahora sí, contigo, aunque sea solo por esos tres segundos, en los que me siento en casa.

abr
24
2014

Una y otra vez…

 Escrito a las 19:00     Archivado en: A5, Desvarios     comentarios cerrados


El otro día me encontré con un dibujo que relataba una serie de estupideces que harían para alguien que el mundo fuese mucho mejor. Cosas como que la comida rápida no engorde o las redes inalámbricas no tengan contraseña… lo dicho, idioteces, creo que hay cosas más importantes para ser feliz que las enumeradas en aquella lista.
Sin embargo, me llamó especialmente la atención la última cita:

Encuentras tu media naranja al primer intento“.

Y aunque hay personas que viven con esa hipotética fortuna, yo me pregunto ¿Cómo se puede saber cual es tu plato favorito si tan solo has probado uno? Aunque no es tan simple, por supuesto, tiene mucho mérito alimentar un amor adecuadamente como para que dure toda una vida sentimental, pero no puedo evitar pensar que no cambiaría lo vivido (múltiples errores, escarceos y preciosas relaciones finitas) en ninguna de mis etapas, por la fortuna de que el primero de mis amores… siguiera “vivo” hoy.
De esos sentimientos que no consigo controlar o evitar, siempre me ha dado una cierta pena la gente que lleva con su pareja desde el instituto. ¿Es romántico? Pues quizás si… ¿Es pleno? Pues seguramente también, aunque hay mucho conformismo en el mundo, pero hay casos que por la conexión y compenetración dan cierta envidia sana. Pero ¿Cómo sabes cuando unos labios, superiores o inferiores, son deliciosos? ¿Cómo sabes cuando algo se finge o cuando es auténtico? …Prueba y error…
Hace tiempo conocí a un chico que iba con su novia todos los años una o dos veces a Venecia. Era la ciudad favorita de ambos, y una de las pocas que habían visitado, y parecían anclados y atados a ella, año tras año. Sentía en aquel entonces algo parecido… No digo que Venecia no sea bonita, pero tanto como Londres, París, Praga, Amsterdam o Florencia, y eso sin irnos muy lejos. El “bueno conocido” impide disfrutar de algunas de las infinitas posibilidades, que sean mejores o peores, nos hacen madurar hacia lo que podemos ser y crear los baremos y umbrales con los que viviremos.
Cada nueva persona es un desafío, en la amistad y el amor, y renunciar a ello… no me parece la mejor opción, creo que es necesaria una madurez antes de poder ser uno mismo, honesto contigo y tu pareja, en una relación sana y sólida.

paraglider
Beautiful image from Stockvault. Called “Paraglider in sky”, from Merelize (thanks)

Aunque como tantas otras cosas en la vida… se trata de visiones y actitudes…
- Si conociste a tu gran amor siendo joven, y llevas con él desde entonces… mímalo y cuídalo como si cada día fuera el primero, reinventandoos juntos y creando un hermoso mundo compartido.
- Si aún sigues besando sapos, no dejes probar cosas nuevas y de creer en que el día menos esperado aparecerá un príncipe “fuxsia”, y mientras tanto… disfruta de todos los valles, montañas, paraísos, ciénagas y rincones por los que transites.

Cuando miro atrás y veo mis errores…
siempre pienso que me equivocaría una y otra vez.

comentarios cerrados

Autor

  Notas y dibujos de...

...un celtíbero errante, un androide defectuoso y con sentimientos, un yeti en calzoncillos en busca de otros eslabones perdidos, coleccionista de sonrisas y momentos que atrapar con el cazamariposas que los años ha tejido, pintor de acuarela en un día de lluvia, que con su sonrisa desnuda y la mirada perdida, te espera sentado al borde de un acantilado.

Twitter

Twitter desde Melee™ Island

Fotos

Fotos en flickr &  Instagram

¿Todo bien?Cómo se debe servir una cocaloca...Una cosa te voy a disil...Me ha llegado un pedido chachi de dx.com, con la linterna submarina low cost entre otrosCompartiendo el anochecerUn regalo de cumple atrasado...  único y muy muy friki, by @moonanet  (Gracias)Esta es la camiseta que me ha tocado en el #InsaniTee de @qwerteeMi foto favorita de estos días (De ayer, cuando no iba Instagram)Comiendo con estas vistas...Borrosos pero felices tras una inmersión épica...Home of BluesMítico

Lo último en mi Pinterest

Noticias... diferentes
  • El Mundo Today
  • Enviado Especial
  • El Corcho

       Los Cachivaches del Blog

     
    Un tumblr muy picante...
      Escribe en el corcho...    
    Feeds

    Suscripciones a los feeds para todos los gustos

    RSS de los Posts
    RSS de los Comentarios

    Añadir feed a:

     
    SUSCRIBIRSE POR EMAIL
    Facebook

    Feisbus

    Preguntas anónimas

       Preguntas anónimas

    Mi Tumblr

    Mi Tumblr

    Verlo entero...

    Con WordPress.org y el diseño deZine de ThemeShift.com. ¡Recuerda! Leer este blog implica la aceptación de sus términos de uso (Atention! Read this blog means you've accepted its Terms of use). Para cualquier cosa, tienes un Correo de contacto (For anything you have a contact form). Escrito por 3 monos de 3 cabezas desde unas dimensiones no reconocidas por los sentidos humanos y que se contemplarán en el modelo final de la Teoría de Cuerdas. PROUDLY MADE ON EARTH.