A5

Jul
7
2016

Hogar y piel

 Escrito a las 11:00     Archivado en: A5, Relatos o Versos     comentarios cerrados


 
love-hearth_2 
 
Folio en blanco,
quemado lo anterior,
cogido de tu mano,
recuerdo un olor.
 
Tu azul mirada,
desbroza todo argumento,
tu sinceridad,
purga todo lamento.
 
Tu sonrisa,
hermosa canción,
y cómo tu mojito,
riega el corazón.
 
Lo esencial,
suele estar escondido,
lo más primordial,
podría encontrarte dormido.
 
Vivir sin promesas,
ni electricidad,
construir sin ladrillos,
no es mala verdad.
 
Magia de lo básico,
brazos inmunes a la hiel,
verso evangélico,
hogar y piel.
 
Agoto mis palabras,
niño perdido,
que en tus pupilas,
queda cautivo.

 
 
 
 
 
La preciosa foto es de Martin Vorel, creador de Libreshot, donde pone a disposición del mundo todo su trabajo gratuitamente. Gracias Martin. / The amazing picture was taken by Martin Vorel, creator of Libreshot where he shares his work with the whole world. Thanks Martin.
 
 


 
 

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!
comentarios cerrados
Jun
23
2016

Besos ácidos

 Escrito a las 15:00     Archivado en: A5, Desde dentro..., Relatos o Versos     comentarios cerrados


¿Quien no ha dado algún beso ácido?
devaluado luego sin piedad en tu mente
si no prolifera en promesas o sueños,
habichuela mágica que riegas y no crece.
Fue quizás la erosión de la vida, las sequías,
los sueños ahogados en las orillas,
lo que me hizo cambiar la perspectiva.
 
Nadie debería jamás reprochar ni enturbiar un beso,
pues olvidaría que hubiera sido peor no haberle dado vida.
Los besos deseados son plantas verdes en el desierto,
pájaros que deben volar libres, la espuma en las olas,
fotografía oportuna, autopista a la incertidumbre,
una lección de vivir en el tiempo correcto,
el grano de arena que como cien antes,
se escurre entre tus dedos, para no volver.
 
Abraza esos labios con los tuyos, átalos bien en corto,
aunque desees un millón más, saborea tu estrella fugaz,
persigue una liebre sin pensar que no la podrás alcanzar,
salta al vació, sin saber si podrás resucitar.

 
Beautiful lips
Amazing picture from Wikimedia Commons
 

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!
comentarios cerrados
Jun
9
2016

Castillos en el aire

 Escrito a las 19:00     Archivado en: A5, Desde dentro...     comentarios cerrados


Queremos volar muy alto, y hacerlo acompañados, así que muy a menudo nos precipitamos, nos puede más el afán de la compañía que concentrarnos en la calidad y experiencia de nuestro propio vuelo. Afrontamos primeras citas con la pregunta en la mirada de “¿Será esta la persona que esperaba?“, y es algo que tan solo el tiempo puede responder. Casi he dejado de creer en los flechazos mágicos, pues se acaban quedando en el olvido y mueren de no ir acompañados de esfuerzo, buen hacer, entrega y paciencia.
Recuerdo una primera cita que acabó como deben acabar las primeras citas, con caricias y besos, y sin sexo, se debe dejar ahí la semilla de las “ganas de más” sin empacharse tanto que te sacies antes de empezar a disfrutar de lo que nace. Al acabar esa cita, una larga y llena de grandes momentos, recuerdo que me miró y me dijo: “¿Qué haces en Mayo?“. Yo pensé, pues cumpliré años, y no sé… no me alcanza la vista tan lejos. Era navidad, y aquel amor que traía bajo el brazo Noel mostraba su primera sorpresa, y habría bastantes más, algunas muy desagradables, lo que acabó por hacer que en Mayo ya casi nos habíamos olvidado.

2015-03-Life-of-Pix-free-stock-photos-castle-sky-bird-Jay-Darvishian
Amazing picture by: Jay Darvishian (from lifeofpix.com)

La impaciencia a veces nos juega malas pasadas, el querer llegar a la meta antes de cruzar la línea, ilusionarse con algo que apenas existe, un sentimiento pariente de el que hace que algunos al casarse, crean haber llegado a la cima de una montaña y no precisamente, haber comenzado un nuevo viaje. Nos ilusionamos y nos dejamos ir, es una trampa en la que he caído más veces de las que puedo recordar o por las que podría disculparme. Nos gusta a los humanos construir cosas, hace milenios, cuando acabábamos de salir del mono ya pintábamos en las paredes historietas de la Rue del Percebe, y por eso Lego ha crecido tanto como empresa, nos encanta construir naves, edificios, coches y vidas, y cuando nos dejamos llevar y aparcamos la cautela proyectamos nuestros castillos en el aire convenientemente edificados sobre una nube ¡Ay si llueve! ¡Qué más da! Y antes de acabar de construir el castillo la nube se deshace y deja caer las piedras sobre el valle de las decepciones.
¿Sabéis cúal creo que es el error?
Que siempre hemos creído que queremos un castillo, y quizás, seríamos más felices con una casita de madera, lo más cerca posible del mar, que se mantiene mejor y se limpia más fácil. Empezamos a sumarle cosas a nuestra fantasía, y se nos va de las manos. Es como lo móviles de ahora, con GPS, Güifi, brújula, cortador de patatas y mechero, sin olvidar el poder hablar, claro, ni la cámara para presumir de cuánto y de qué bien vivimos, lo hagamos o no.
Y al final, una simple mano, agarrando la tuya, puede hacer que te sientas más acompañado que interconectado con medio mundo.
Primero una tabla, luego un ladrillo, sin ellos, nunca tendrás tu castillo.

 
 
 

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!
comentarios cerrados
May
11
2016

He aprendido

 Escrito a las 15:00     Archivado en: A5, Relatos o Versos     8 comentarios


He aprendido
a no gastar palabras, ni tiempo,
en quien no las merece ni las escucha,
ni a repartir más pedacitos de corazón de los que tengo.
 
Ha aprendido a dar sin esperar algo a cambio,
a fuerza de haberme quedado alguna vez con casi nada,
he aprendido a disfrutar la magia de las pequeñas cosas,
y a levantarme rabioso de mis derrotas.
 
He aprendido a ser feliz solo,
a disfrutar de lo que tengo y siento,
para que la compañía sea una elección,
y no una necesidad.
 
He aprendido que la familia es la que elegimos,
que ni amor ni amistad son egoístas ni posesivas,
crecemos con conversaciones, sonrisas y abrazos,
debiendo escapar de locas, vampiros o arpías.
 
He aprendido el valor de un presente,
lo peligroso de vivir en otros momentos,
y que la vida es aquello que pasa,
entre revelaciones, entre encuentros.

 
Dedicado a Mario Benedetti
y esos escritores que en lugar de jugar al escondite,
se muestran. Inspirado en palabras reales.

 
 
He aprendido
 
 

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!
Abr
27
2016

Distopía con Baloo

 Escrito a las 19:00     Archivado en: A5, Relatos o Versos     comentarios cerrados


Salimos del cine, y entonces cuando recordábamos una escena divertida cuando se giró sonriente hacia mi. Y entonces la besé, jamás en toda mi vida había sido tan impulsivo, pero tenía claro que quería hacerlo y acariciar aquellos preciosos y generosos labios con los míos.
Tras aquellos segundos mágicos que siempre acaban pareciendo escasos, me separé de ella para ver su cara. En ella, brillaban aquellos preciosos ojos negros y pude ver que no estaba del todo disgustada, por lo cual, mis mejillas se relajaron al saber que una mano no dejaría su impronta en ellas.
¿Por qué me has besado? — dijo realmente curiosa, una vez ausente la seguridad desbordante de la que hacía gala en su forma de ser.
Lo desee desde la primera vez que vi tus labios, y no quería dejar de vivir algo así… — respondí, lo más tranquilo que pude aunque mi corazón estaba enfrentándose a la pausa tras una prueba de esfuerzo.
Pero ¿No crees que ha sido precipitado? — dijo ella, mientras recuperaba su carácter desconfiando y temeroso de compromisos, relaciones u hombres en general. Según hablaba comenzamos a caminar uno junto al otro.
Lo más sereno que podía, respondí: ¿Cuanto tiempo puede pasar antes de que se diluya el interés? Podrías cansarte, irte, entretenerte con otro chico que tenga más tiempo libre que yo… y entonces perdería esa oportunidad para siempre. No podía asumir ese riesgo, vi un segundo adecuado, y lo aproveché. — y le sonreí, intentando hacerle ver que no había sido nada malo, y que sería un recuerdo dulce para ambos.
¿Y si quiero más? ¿Y si quiero que seamos pareja? ¿Y si sueño con algo más que un beso…? — respondió, midiendo mis límites más que valorando lo que decía, esperando asustarme.
Eso habrá que negociarlo… — yo también sé jugar.
Claro, yo por mi, y más aún después de esta primera cita, tendría otra. — dijo conciliadora y mortal.
Yo antes del beso también quería otra cita, pero ahora creo que es mejor dejar este recuerdo perfecto así, solitario e intacto, para siempre. — comenté, tan aparentemente honesto que casi llegué a creerlo. No me dio tiempo a pensar cuando me cogió del hombro y me puso de frente a ella.
¿Pues sabes qué? tendrás que soportar que lo estropee, pero te aseguro, que valdrá la pena. — y entonces me abrazó, rodeando mi cuello con sus brazos haciendo un lazo del cual ya nunca conseguiría escapar.
¿y sabéis qué?
Valió la pena.

chica
Image from the amazing website Gratisography, thank you Ryan McGuire, by BellsDesign.

Y no, no me ha pasado, no estoy enamorado, pero hay que soñar e imaginar historias para que nunca deje de existir Fantasía ¿no? Ese es el precio de mi nick… y mi karma.

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!
comentarios cerrados
Abr
26
2016

Un juguete roto

 Escrito a las 19:00     Archivado en: A5, Aullidos     comentarios cerrados


Hace tiempo, estaba conociendo a alguien, y se cascó una cita que quedará para el recuerdo:

— Es que yo soy un juguete roto.

Si hubiera sido de broma no me habría preocupado, pero lo dijo muy seria y con carita de pena. Y yo soy solucionador de problemas semiprofesional, pero he de reconocer que aquello me asustó mucho, pues ya había habido alguna otra frase épica de aquella moza. En aquel momento empecé a replegar mis fuerzas invasoras rumbo a casa y es de esas veces que el tiempo me dio la razón plenamente. No fue la primera frase mágica que rompió en mil pedazos el cristal de la magia haciéndome saber que una persona no era para mi, y no será la última.
En otra ocasión, alguien también tuvo dos frases para el recuerdo:

— ¿Qué tiene que ver la música con los sentimientos?

— Yo nunca he leído un libro

Nominación automática para dejar la casa de Gran Hermano, querida.
Me encantaría saber qué frases me han dejado a mi eliminado de algunos de los “concursos” a los que he acudido. ¿Vosotros habéis tenido alguna de estas frases en vuestras exparejas? Y sí, ayer me di cuenta, sorprendentemente, de que tengo algunas taras serias. Tengo la suerte, por ejemplo, de tener unos amigos que no tienen precio, no muchos, pero realmente geniales. Una vez encontradas estas personas mágicas, mi curiosidad vital se centra en la búsqueda del Valhalla y la digna compañera para hacer mi entrada triunfal en él.
Ayer pensaba “¿Por qué no soy amigo de la mayoría de mis ligues o exparejas?“, la respuesta es tan cruel como sencilla: porque lo que necesito de ellas no es amistad, sino lo otro… (y no hablo de sexo, que también). Hablo de esa conexión, ese vínculo, esas ganas de compartirlo todo, encontrando un equilibrio que cree un mundo común sin dejar nuestros mundos yermos. Y lo cierto, es que yo también estoy infectado de esa modernidad líquida de la que hemos hablado, no estoy dispuesto a esfuerzos titánicos por alguien que no haga lo propio, y cuando veo un ápice de locura de la mala, me esfumo. Quiero creer que en caso de encontrar a la persona adecuada haré lo necesario para darle motivos para estar a mi lado, pero no es la primera vez que ante una colisión me quedo bloqueado y en silencio, soy muy partidario de que es mejor estar en silencio que llamarle a alguien cosas feas o deshuesar mi verdad hasta que al menos el otro lado la entienda.

Juguete Roto

Las cosas deben construirse despacio.
No tiene nada de malo pedir perdón si te has equivocado.
Y a veces necesitamos un espejo para ver que algo necesita una capa de pintura o cinta aislante para funcionar adecuadamente, otras veces el tiempo lo resuelve por si mismo, y otras, alguien nos ayuda a arreglarnos.

Quizás todo tenemos algo de juguete roto, lo que nos distingue… es o bien creer que podemos repararnos y hacerlo sonriendo, o bien dejando que nos atormente y viviendo bajo la inevitable condena de que es así. Ya sabéis qué elijo yo.

Image from the amazing website Gratisography, thank you Ryan McGuire, by BellsDesign.

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!
comentarios cerrados

Autor

  Alegrías y lágrimas de...

...un ser humano normal, sin aparentemente nada llamativo ni destacado... salvo quizás una visión diferente del mundo, coleccionista de sonrisas y abrazos, que intercambio por buenas conversaciones. Normal... salvo que puedo ver tu alma en tus ojos, que era gallego antes aún de haber nacido, que tengo tanto que ofrecer y tantos colores con los que pintar... que estoy seguro de que vale la pena conocerme.

  • Sígueme en Twitter
  • Página en Facebook de este Blog
  • Mi lista de deseos de Amazon
  • Mis listas de Spotify
  • Las fotos del móvil...
  • Mi canal de YouTube
  • La música que escucho...
  • Mi historial de votos de cine en IMDB
  • Añádeme en Skype
  • Escríbeme por Telegram...
  • Mi tumblr personal...
  • Mis fotos en Flickr
  • Mi cuenta de Vimeo
  • Mis tableros en Pinterest
  • Mi divelog...
  • Feed RSS de este Blog
Twitter

Twitter desde Melee™ Island

Fotos

     Instamoments

Facebook

Feisbus

El Corcho

   Otros proyectos...

 
Feeds

Suscripciones a los feeds para todos los gustos

RSS de los Posts
RSS de los Comentarios

Añadir feed a:

 
SUSCRIBIRSE POR EMAIL

Con WordPress.org y el diseño deZine de ThemeShift.com. ¡Recuerda! Leer este blog implica la aceptación de sus términos de uso (Atention! Read this blog means you've accepted its Terms of use). Para cualquier cosa, tienes un Correo de contacto (For anything you have a contact form). Escrito por 3 monos de 3 cabezas desde unas dimensiones no reconocidas por los sentidos humanos y que se contemplarán en el modelo final de la Teoría de Cuerdas. PROUDLY MADE ON EARTH.