La regla del (des)interés

23 de septiembre de 2011 en A5, Reflexiones 11 comentarios

Hay una regla en las relaciones que parece cumplirse en una gran mayoría de los casos. Se trata de no mostrar interés por quien te gusta. Si, lo sé, si alguien te gusta es jodido hacer eso, y es una regla cruel y aparentemente poco humana, pero por lo que he vivido, mayoritariamente en piel ajena, es muy efectivo, y desgarradoramente acertado.

Poniendo un ejemplo, recuerdo un conocido, que siguiendo mi consejo, conquistó así a su mujer, tras fracasar como caballero andante de la vieja escuela, tal y como es él, se hizo el duro y dejó de perseguirla cual tierno cordero. La afortunada, al sentirse ignorada, cambió su actitud y empezó a hacerle caso, y juntos, tras eso, empezaron algo muy bonito. Acudí a su boda, y les va muy bien.

Otra amiga lo vivió al revés, rompió convencida con su pareja, pero al ver que él en lugar de ser paliza y perseguirla prosiguió su vida con aparente normalidad, comenzó a preguntarse los motivos, a echarse culpas y a lamentar las pocas ganas que el hombre como género pone en luchar por sus parejas femeninas. Olvidó por el camino el porqué de su ruptura (que ella quiso) y la paz inicial que obtuvo tras ser valiente. La regla del desinterés suele ser cruel, y juega con nosotros sin piedad.


Image from Stockvault called “Girl“, by Bina Sveda (Thanks)

Hay personas que son “malas” por naturaleza, y no me refiero necesariamente al fondo, sino a la forma; y esas personas suelen tener mucho éxito con el sexo opuesto, la atracción de lo prohibido y oscuro. Otros, los que hemos nacido un poco… “pardillos”, tenemos más problemas para ser malos. En mi caso por ejemplo, he hecho daño a más gente de la que me gustaría, pero más por tonto y por sentirme “atrapado” en un camino sin salida que por maldad real, no siempre intentar hacer las cosas lo mejor que puedas implica que por ser honesto contigo y con la gente no puedas hacerle mucho daño a alguien.

Pero en cualquier caso sí que he vivido esa regla de que cuando muestras un interés real, eres ignorado, aunque sobre el papel puedas ser una gran opción para alguien. En esos casos, tanto para un género como para otro, te suele tocar ejercer de paño de lágrimas para esa persona que parece fijarse en cualquier desastre humano antes que en ti. Desde que empecé en el mundo de las relaciones, he vivido varias situaciones de estas.

Mi situación personal más “espectacular” fue en un momento en que le pedí una nueva oportunidad a una chica que me dejó tras varios años juntos, haciendo un montaje de película con velas y flores del que prefiero no acordarme por vergüenza propia. Aquello fue legendario, pero el “No” que me soltó, lo fue mas aún. Dos meses después yo había pasado página, por lo menos, en el día a día, superficialmente. Comencé a salir con otra persona, y entonces, se invirtieron los papeles y quien había dicho ese “No” me imploraba ahora a mi una oportunidad ¿Alguien lo entiende? Es la regla del desinterés atormentando y alterándonos la vida.

En mi piel, cuando he sido duro y tajante, he obtenido réplicas y ruegos, cuando he pedido o rogado una oportunidad, me han mandado a paseo, y aunque mi cabeza conoce esta regla, otra cosa es que mi corazón me permita aplicarla como medio de obtener la compañía de quien me gusta, yo nunca he podido ser frío en ese ámbito.

Para mi, la única forma de enfrentarse a esa estúpida regla, es montando un comité de dirección (trinómico) entre corazón, razón y alma. Debemos disfrutar lo que tenemos delante cuando es así, y recordarlo con cariño cuando no esté, sin que la nostalgia lastre nuestras piernas. Si alguien no quiere compartir tu camino, vista al frente sonriente, y celebra que tienes una mano libre para aferrar a alguien especial que encuentres en tu camino. Lucha por quien lo merezca, aprende a dejar ir a quien no es para ti, no es fácil, pero si lo correcto para que vivas en el equilibrio que necesitas. Que tu corazón escuche la nana que canta tu alma, que sabe más de lo que te permites oír, y que la cabeza sea un consenso, la que lleve preso de la correa al corazón, y que sepa soltarlo para que ame libre cuando esté de acuerdo con el alma en que has encontrado a esa persona especial que puede revolucionar tu mundo.

Si te ha gustado... ¡Compártelo con tu gente!

, ,

11 Comentarios

  • ... una princesa*
    23 de septiembre de 2011

    No puedo evitar, desde mi egocentrismo, sentirme aludida por esa amiga que mencionas.
    BAjo mi punto de vista, a mí me duele mucho muchísimo que me ignoren. Romper con una persona por perder su confianza y que encima pasen de ti para darte espacio (necesario pero no eterno) en vez de luchar por recuperarte, no lo comprendo.
    Cuando alguien que me gusta me ignora, yo me marchito, pierdo la iluisión. Puede que muestre interés por la rabia que me entra, o incluso, por inseguridad, pero no me parece una forma sana de amar.
    Es posible que de primeras funcione, pero si ignoras siempre… yo al menos, necesito recibir porque doy mucho.
    En fin, tal vez debería ignorar más y así puede que me vaya mejor en el amor :D

    • KATREyuk
      23 de septiembre de 2011

      ¿Aludida? ¿Tú?
      No sé de donde has sacado esa idea…
      Cuando tuve el placer de verte estabas decidida e ilusionada por tu nueva vida y tu destino, y ese estado anímico consiguió cambiarlo el “interés” de otra persona. Tu sigue con decisión tu camino, si alguien no pelea por ti, no te merece, y eso es un regalo para ti, pues mejor saber de la poca valentía de alguien cuando no te juegas nada y no hay más complicaciones que tan solo una relación de dos.
      Sé tu misma, esa es la clave de toda relación… pero no te difumines porque la coraza de alguien te haga creer que no siente, eso no debe afectarte en tus pasos, decididos, hacia la mujer que quieres ser.
      Un abrazo

  • Mar
    23 de septiembre de 2011

    Yo también he pasado por esto y nunca lograré entender esta forma de actuar. Creo que el amor y las relaciones son algo más profundo que mostrar una cara y una actitud de desinterés no sentido. Personalmente pienso que es un acto de inmadurez por parte de quien lo realiza y mi corazón tiene claro que no está diseñado para actuar así.
    Mi experiencia me dice que no son relaciones sanas y que en su momento convirtieron mi vida en una montaña rusa con un final nada feliz.
    Después de relaciones olvidadas sigo mi camino convencida de que alguien muy especial y yo nos agarraremos de la mano para disfrutar juntos del camino del amor.
    Felicidades por el post.
    Un abrazo.

    • KATREyuk
      23 de septiembre de 2011

      Buenas Mar,
      yo me refería sobre todo a los comienzos. Cuando una relación coge ritmo, es diferente una de otra, pero la clave es ese comienzo, y en ese comienzo es cuando aplica lo que yo he comentado, que parece que cuando alguien está “loco” por nosotros, nos lo pensamos mucho, y cuando no es así, parece que se nos acaba el mundo.
      Espero haberme explicado más o menos bien…
      Un abrazo mar :)

      • Mar
        23 de septiembre de 2011

        Te has explicado muy bien. Mi experiencia ha sido vivir ese “desinterés” en una relación durante 3 años y después de casi un año separados y viviendo en un equilibrio mental bastante estable me preguntó cómo pude vivir una relación así.
        Está claro que de todo se aprende e intento aprovecharme de todas las enseñanzas que esta relación me ha aportado para crecer como persona, saber elegir y no perder la ilusión de vivir una relación de pareja sana con alguien que apueste por lo mismo que yo.
        Ya veo que aún quedáis chicos maravillosos :-)
        Un abrazo Quique.

  • Diegazo
    23 de septiembre de 2011

    Es terriblemente habitual…

    Parejas que se quieren, y uno finge querer dejarlo, esperando a que el otro luche por él; y que este último le ame tanto que le deje marchar en vez de hacer lo contrario; quedando los dos malheridos.

    Gente que no da una oportunidad y pone distancia, y a los años reaparece dispuesta a recuperar lo que nunca llegó a tener, llevando a desgracia a la actual pareja de su objeto del deseo.

    Hay mil casos. Parece que las relaciones (o no relaciones aún) más tormentosas y apasionadas necesitan de esto para mostrar el amor más profundo, y que requieren del desinterés para que el amor siga a flote. Cuán peculiares somos…

    • KATREyuk
      23 de septiembre de 2011

      Creo que tu me has captado…
      Gracias figura!!!!

  • Shubhaa
    23 de septiembre de 2011

    Yo parto de la premisa de que la vida es sencilla y los humanos la complicamos, ya no sé si por deporte o por vicio. Como dicen en inglés, “it takes two to tango”, vamos que si uno no entra en el juego, simplemente no hay juego. Tal vez sea cuestión de no caer en juegos de manipulación y como bien dices, levantar la cabeza bien alta con un sonoro: “Él o ella se lo pierde”
    Gracias por compartir!
    Besos sin juegos

  • Moona
    23 de septiembre de 2011

    Siempre he pensado que los que practican esa regla son bobos, de pies a cabeza. Bastante corta es la vida como para jugar al perro y al gato. Yo prefiero ir con la verdad por delante, y si al otro no le gusto, chao pescao! No creo que vaya a gustarle más porque me haga la dura, y si realmente así es, creo que no quiero estar con alguien que piensa así.

  • KATREyuk
    23 de septiembre de 2011

    Creo que muchos no me habéis entendido… yo no he dicho que estoy sea una regla que se cumple siempre ni una opción, aunque también creo que en menor o mayor medida la vida la aplica. ¿Acaso no valoramos de diferente manera un regalo que algo que hemos luchado? En las relaciones a veces pasa algo parecido.
    Todos hemos vivido una y otra cara de la moneda, sin duda, la evolución y la madurez relegan este juego con los años, pero está a nuestro alrededor, como bien dice Shubhaa, al ser humano le gusta complicarse y huye de lo fácil.
    Moona, creo que no has entendido el post, no es una regla que se elija, es parte del ser humano.
    A todos, tanto si me habéis entendido mejor o peor, gracias por los comentarios :)

  • Tegala
    25 de septiembre de 2011

    Veo que este post tuyo a dado para muchas reflexiones y comentarios. No sé a que obedece esa actitud de los seres humanos pero tienes mucha razón, no tengo nada que decir ni aportar. Sólo que es una lástima que para que nos den una oportunidad tengamos que fingir desinterés y para que nos demos cuenta de que nos quieren tengamos que sufrir el desinterés de alguien (real o no). Y sí, como dice Shubhaa tal vez sea mejor no entrar en el juego con la completa certeza de que él o ella se lo pierde, porque valemos y somos increíbles.
    Un abrazo.

Autor

  Backup mental de...

...un Ave Fénix reincidente,
Elfo de los bosques gallegos,
un mutante psicohistórico Fundacionista buscando respuestas, un Elemental del Aire enamorado de la Tierra, un ser... qué, de vez en cuando, con el corazón en la mano, juega a pintar nubes y adiestrar libélulas, ejerciendo de Vela por horas. Reflexiones, desvaríos, tecnología, sociedad & coitus interruptus, entre otros.

  • Sígueme en Twitter
  • Página en Facebook de este Blog
  • Página en Google+ de este Blog
  • Mis listas de Spotify
  • Las fotos del móvil...
  • La música que escucho...
  • Mis fotos en Flickr
  • Mi canal de YouTube
  • Mis tableros en Pinterest
  • Mi cuenta de Vimeo
  • Mi historial de votos de cine en IMDB
  • Selección de 500px
  • Battlefield Battlelog User
  • Mi tumblr personal...
  • Añádeme en Skype
  • Aprende a bucear con...
  • Mi lista de deseos de Amazon
  • Feed RSS de este Blog
Twitter

Twitter desde Melee™ Island

Fotos

     Instamoments

Facebook

Feisbus

Noticias... diferentes
  • CTXT.es
  • El Diario.es
  • El Mundo Today (Humor)
  • El Corcho

       Otros proyectos...

     
    Un tumblr muy picante...
    Feeds

    Suscripciones a los feeds para todos los gustos

    RSS de los Posts
    RSS de los Comentarios

    Añadir feed a:

     
    SUSCRIBIRSE POR EMAIL

    Con WordPress.org y el diseño deZine de ThemeShift.com. ¡Recuerda! Leer este blog implica la aceptación de sus términos de uso (Atention! Read this blog means you've accepted its Terms of use). Para cualquier cosa, tienes un Correo de contacto (For anything you have a contact form). Escrito por 3 monos de 3 cabezas desde unas dimensiones no reconocidas por los sentidos humanos y que se contemplarán en el modelo final de la Teoría de Cuerdas. PROUDLY MADE ON EARTH.